Convenio de colaboración para el reciclaje del aceite con fines sociales

Hemos firmado con la Federación de Empresarios de Hostelería de la Provincia de Cádiz (HORECA) un acuerdo de colaboración con el fin de promover el reciclaje del aceite con fines sociales. Con este convenio, firmado por Antonio de María Ceballos, Presidente de HORECA y José Jiménez Diufain, Presidente de la Asociación Madre Coraje, nos comprometemos a llevar a cabo las operaciones y trabajos necesarios para la retirada de los aceites vegetales usados procedentes de bares, restaurantes, hoteles y en general, de cuantos establecimientos sean susceptibles de generar este tipo de residuos.

Madre Coraje fabrica jabón a partir del aceite usado, según la receta tradicional. De este modo, consigue enviar unos 100.000 kilos de jabón como Ayuda Humanitaria a Perú y Mozambique. Allí constituye un producto de primera necesidad que se utiliza en la higiene personal, para desinfectar heridas y en la limpieza de la ropa y el hogar. Por ello, el reciclaje del aceite permite transformar este residuo en un producto fundamental para instituciones que trabajan con colectivos desfavorecidos: infancia y juventud, personas mayores o enfermas, etc. El exceso de aceite con el que no se fabrica jabón se destina a producción de biodiesel, un combustible que se produce a partir de aceites vegetales, generando así fondos para que Madre Coraje financie sus acciones sociales dentro y fuera de nuestras fronteras.

A través del convenio firmado esta mañana, Madre Coraje se ha comprometido a distribuir envases a aquellos establecimientos que los soliciten para que se depositen los aceites vegetales usados y establecerá unas rutas para la recogida del aceite vegetal usado en los diferentes establecimientos.

El aceite de cocina usado es un residuo muy contaminante. Un litro de aceite puede contaminar 1.000 litros de agua.